Clases

Clases en grupo y privadas en inglés, en español o en espanglish. ¡Yo me adapto!

Mis clases están inspiradas en el estilo Hatha Vinyasa. Esto significa que las clases se construyen «fluyendo» entre posturas (āsanas) y creando una conexión entre el movimiento y la respiración. Me encanta la creatividad y ofrezco nuevas secuencias en cada clase, de más suaves a exigentes física o mentalmente, restaurativas o fluidas, según estudiantes y horas del día. Siempre encontrarás un lugar seguro, una clase con un tema y una música, un poco de meditación con técnica de respiración y una relajación final en Savāsana.

Después de ocho años practicando en diferentes estudios en València y EE.UU., hice una formación RYT de 200 horas en 2017 con mi mentora Aimée Senise Conners en Midtown Athletic Club y en el estudio The Yoga Vibe en Rochester, (NY). Durante la formación aprendí alineación de las āsanas, anatomía 

básica y terapéutica, meditación, filosofía, yoga restaurativa, cuerpo sutil, creación de secuencias, terminología en sánscrito, metodología de enseñanza y el arte y la ciencia del Vinyasa yoga.

Inspirada por mis maestras y mi yoga Kula (familia) de Rochester, me comprometo a llevar mensajes desde mi propia experiencia y la filosofía del yoga en cada práctica como una forma de descubrir nuestro potencial para sanarnos y explorar nuestro verdadero Ser. Para mí, aprender a mover nuestros cuerpos y mentes a través de la respiración es una práctica que cambia constantemente y un camino de vida al que todos deberíamos poder acceder.

Mi yoga es para todos los cuerpos, ¿tienes uno? ¡pues puedes!

Si te unes a la vida en mallas, haz clic aquí y recibe info sobre clases nuevas, talleres y novedades. 

Hasta marzo de 2020 daba clases presenciales en La Sala de Estar (València) y  y ahora, con la llegada del coronavirus a nuestras vidas,  es el momento de dar el salto al mundo virtual con clases online y ofrecer secuencias a todas las personas que quieran practicar yoga desde casa.

Mis clases están inspiradas en Hatha Vinyasa y se construyen «fluyendo» entre posturas (āsanas), creando una conexión entre el movimiento y la respiración. ¡Y soy fan de savāsana!

Este es #YogaParaTodosLosCuerpos. ¿Tienes uno?, ¡puedes!

La gente dice . . .

«Ir a las clases de María me da el descanso y el parón que necesito del estrés de  la vida diaria. En sus clases me recargo de energía y de positividad, y tengo el espacio que necesito para reconectar conmigo. Es mágico».

- Randi HJ

«Las clases de yoga de María son para mí el momento de desconectar del mundo para conectar conmigo misma. Es un momento "sagrado" en mi semana. Me gustaría que esa desconexión pudiera tener lugar más a menudo, pero por el momento esa hora semanal me recarga, me permite reflexionar y sentirme bien con mi mente y con mi cuerpo. Una maravilla haber conocido el yoga de su mano.»

- Ágatha A.

«Decidí empezar a hacer yoga en una temporada en la que encadenaba dolores uno detrás de otro: hombro, espalda, pierna, sacroilíaco... Con las clases de María he mejorado muchísimo, mi cuerpo está más sano y mi mente más liberada. María hace que te vayas poniendo a prueba a tu propio ritmo, te da todas las herramientas para que hagas la práctica que tu cuerpo necesita. He ganado seguridad y me siento más fuerte por dentro y por fuera. Pero sobre todo, los lunes ya no son un hastío, se han transformado en mi día, mi momento... Ahora, los lunes para mí son una manera de empezar cargada de energía la semana. ¡Me motivan!».

- Núria G.